29 junio 2005

Lo soy o no lo soy

Ana me dice que no soy un espíritu libre, que me veo atrapado en este mundo capitalista y pequeño burgués. ¿Hasta que punto se puede escapar de la voragine en la que estamos metidos? ¿tenemos claros los medios y los fines?. Pero yo sueño, juro que sueño con cambiar algo a mi alrededor como las ondas en el agua que se expanden...
Aparte, un compañero me anuncia o adelanta su teoría de los seres pululantes o "todos somos bultos en medio del mundo"; le voy a decir que entre a contarla.

1 comentario:

narava dijo...

Para ser un espíritu libre no hace falta cambiar radicalmente el mundo . Hay un eslogan publicitario que creo que es una pequeña pista para la libertad, aunque el objetivo de esa marca comercial no es ese. Dice así: "piensa globalmente y actúa localmente". Todo el mundo tenemos en nuestras manos poder elegir. Es la única opción "positiva" que ofrece este mundo capitalista y de libre mercado agresivo. Puedes elegir comprar al pequeño agricultor, en vez de en una gran superficie...pudes elegir prescindir de ciertas marcas o de productos de ciertos países y optar por productos que te aseguren que provienen de un comenrcio justo...pudes elegir disfrutar de un buen libro en vez de la telebasura que tenemos...etc, etc y,así, poco a poco conseguir cierto grado de espíritu libre.